CD: DORMANTH “WINTER COMES”

Escuchamos y analizamos el trabajo de la banda de Bilbao.

dormanth

Banda: DORMANTH.

Título: Winter Comes.

Género: Melodic Black Metal.

País: España.

Para los que no los conozcan DORMANTH es una banda de Melodic Death Metal procedentes de Bilbao que originalmente se fundaba en el año 1993 y tras varios problemas que no vienen acorde al presente artículo, retomaron su actividad el año pasado, siendo fruto de dicha vuelta la producción de su último lanzamiento, disco que nos atrae hasta estas líneas. Este segundo larga duración de DORMANTH salía al mercado el pasado 6 de septiembre bajo el título de “Winter Comes”, un trabajo de treinta y siete minutos repartidos en un total de nueve cortes. Abramos sin más dilatación este interesante disco.

“Red Eyes” es la encargada de entregarnos los primeros minutos musicales, y de introducirnos así en el mundo creado por la banda bilbaína. Una pieza que entra con fuerza y potencia desde inicio a fin. Guturales profundos y salvajes y ritmos rápidos a la par que melódicos, es decir, una mezcla perfecta que además está bien ejecutada. La primera pieza (así como el resto del disco) cuenta con unos cambios de ritmo que sorprenden por ser inesperados y perfectos. Gran apertura del disco que hace engancharnos a él desde el minuto cero.

La siguiente es “Valley of Dreams” la cual entra con unos bombos y platillos muchos más rápidos que en su antecesora, mientras que las seis cuerdas se presentan armónicas, una técnica muy usada en dicho género musical pero que no siempre se sabe ejecutar, por suerte en el presente álbum podemos disfrutar de una banda que sabe muy bien cómo hacer las cosas. La composición a parte de ser una gran pieza de Melodic Death Metal tiene unos sutiles tintes de Folk Metal que sin duda le dan un toque más completo.

La tercera en salir a escena se llama “Nothern Scream”, tiene un inicio más lento que las dos anteriores gracias a un pasaje melancólico y suave, melodías frías que duran el primer minuto de la composición, momento en el cual los instrumentos nos dan un estallido que nos meten en un Melodic Death veloz y potente. Cuatro minutos y medio de fuerza que personalmente me transporta a los sonidos nórdicos que tanto me cautivan. Un corte que sin duda alguna en directo tiene que sonar de maravilla.

Continuamos escuchando este maravilloso trabajo y para ello nos metemos en los acordes de “Under Steep Sea” la cual me sorprendió en sus segundos iniciales ya que se acerca mucho al Atmosphenic Black Metal, con una velocidad algo superior y esa sinfonía tan oscura propia de tal estilo, sonido que dura poco ya que la pieza enseguida retoma el camino del Death siempre de la mano de esa melodía que tan bien realiza esta formación bilbaína. Impresionantes guitarras en el minuto y medio de composición así como el pedazo punteo que viene justo después, sin duda alguna una muestra de la calidad y la técnica que expone DORMANTH en sus trabajos. Sencillamente sublime.

“When the Dreams Bleed” es la quinta entrada del disco y posiblemenete la composición más pesada del álbum. La parte vocal se torna incluso aún más grave dándole aún más fuerza a la pieza. Tema de corte lento que casi deja de lado el Melodic y se introduce en ese Death Metal pesado y potente. Una de las composiciones que más me gusta del presente disco.

Continuamos con “Mirror´s Hate”, la cual con sus tres minutos y dieciséis segundos, es la pieza más corta del disco, pero no por ella pierde ni en fuerza ni en calidad, un verdadero trallazo de Death Metal, melódico sí, pero Death Metal en mayúsculas. Guitarras potentes y un espléndido bajo que conforman un tema que vale la pena escuchar una y otra vez, ya que a pesar de ser algo “diferente” del resto, estamos ante una composición que va ganando enteros en cada escucha.

Entramos en la parte final del disco con “Kingdom of Fire” la cual nos da una entrada algo más propia del Technical Death Metal con sonidos “psicodélicos” procedentes de las seis cuerdas a base de unos punteos virtuosos y alucinantes, técnica que va acompañada de fondo con el resto de instrumentos que se presentan de forma lenta y pesada. Una composición que hasta me atrevo a calificar de “balada” de Death (excepto en su parte final). Un tema muy metalero que da otro toque diferente al disco haciendo que éste sea un trabajo ameno y divertido a la hora de escucharlo, sin duda todo un acierto colocar una composición así en el tracklist.

“Awakening” es la composición más larga del álbum con sus cinco minutos y quince segundos, una composición que va de menos a más y nos deja con una pieza brutal no solo de Melodic Death Metal, sino que claramente se baña de otros estilos ya mencionados en estas líneas. Una vez más la banda deja patente que tiene unas ideas claras y que sabe muy bien cómo llevarlas a cabo.

Y cierra el disco “The Lost Faith” con la cual despedimos el disco de forma brillante. Velocidad y violencia desatada en forma de potencia instrumental y un registro vocal descomunal. Pieza que cuenta con sus pasajes melódicos dándonos esos cambios de ritmo que tanto sorprenden y gustan. Una composición que viene perfecta para la bajada de telón de un disco que tiene en su interior mucha calidad.

En conclusión, este “Winter Comes” es un disco que de principio a fin ostenta calidad por todos sus costados, siendo un disco variado, entretenido y muy completo. Un disco de un muy buen Melodic Death Metal que viene a demostrar que la escena musical nacional no puede estar sin la presencia de esta banda. Por lo que desde aquí solo tengo que añadir que me alegro de la vuelta de DORMANTH y que espero que sea para largo, y por último, y hablando de durabilidad los treinta y siete minutos que dura el disco se me hacen cortos para lo bueno que son. Enhorabuena a la banda.

Reseña por Santi Machín

Deja un comentario